Y 

YO
Descartes tiene una concepción substancialista del yo. Somos una conciencia que piensa, una res cogitans heterogéa y diversa del cuerpo, res extensa.