Durkheim, É., Las formas elementales de la vida religiosa , p. 2. Aunque no se haga referencia explícita, parece claro que Durkheim se refiere a Tylor y a Frazer. De hecho, una pregunta persistente que se presenta en el lector de estos dos últimos autores es precisamente la del mantenimiento de las instituciones, cómo soportan el paso de los años. La explicación radicada en una artimaña de las clases dirigentes, fiel heredera del tópico ilustrado, sólo explora una parte del problema y no ahonda en los sentimientos e ideas de esa colectividad congregada que participa en la vida ritual.